Estoy atendiendo los comentarios que me hicieron durante mi ausencia,

pero como son muchos (+500) les pido paciencia.

¿QUÉ ES LA BIBLIOTECA UPASIKA?



La Biblioteca Upasika fue un proyecto creado en el año 2003 para la difusión en la red de obras esotéricas, espirituales, filosóficas y místicas, volviéndose así la primera biblioteca en internet de temática espiritual y esotérica, y la cual durante 9 años se dedicó a la difusión de la Sabiduría Antigua para los estudiantes de habla hispana, logrando entre otras cosas la digitalización de obras de inestimable valor.

Y para detallar cómo se formó esa biblioteca digital, a continuación les transcribo el artículo que escribió uno de sus fundadores (el investigador Phileas del Montesexto) sobre este tema:


« Muchos estudiantes me han preguntado sobre las razones que nos impulsaron a crear el Programa OPI y luego la Escuela Internacional de Filosofía Iniciática (EIFI), y yo siempre los remito a la extinta Biblioteca Upasika, porque para entender el porqué del EIFI y del OPI hay que comprender primero el por qué existió ese monumental proyecto en Internet y por qué ya no está.

Y para explicárselos, la siguiente nota va intentar ser una reconstrucción de los hechos, que (aunque empezó siendo un proyecto personal) poco más tarde se fue consolidando e involucrando a muchas personas que captaron la intención original y que aman esta Obra.

El 23 de abril de 2002, tras caminar durante 33 días y haber recorrido 850 kilómetros desde los Pirineos hasta el pueblito costero de Fisterra en la Costa da Morte, pasando por Santiago de Compostela, llegué hasta el Atlántico y contemplé extasiado la magnífica puesta de sol para dar por concluida mi peregrinación compostelana. Y sentado en las rocas, cerca del Faro de Fisterra, hice una síntesis de mis reflexiones a lo largo del camino que podían resumirse en una palabra: “Propósito”.


Faro de Fisterra donde comenzó todo.


Junto al Faro, y mientras el sol se ocultaba en las aguas sumiendo todo en tinieblas, decidí adoptar un nuevo nombre:

 - “Phileas Fogg”, en alusión al personaje de Julio Verne, y que años más tarde cambié por “Phileas del Montesexto”, ya que Philos-Eas significa Amante del Todo y Montesexto es la etimología de mi ciudad natal Montevideo: Monte Sexto de Este a Oeste (Monte VI de E O).

Tras mis conclusiones finales, bajé al pueblo y al día siguiente empecé a planificar la generación de un nuevo proyecto en Internet para la difusión de la Sabiduría Antigua. Pero deben de saber que en esos días, la web no tenía el desarrollo ni el alcance que tiene actualmente: no existía Facebook, ni Twitter, ni YouTube, ni Skype, y aunque en el mundo anglosajón habían ya buenas bibliotecas virtuales, en idioma castellano aún faltaba mucho por hacer.

El primer intento por trabajar en la web lo concreté a finales del 2002 con la querida soror Aletheia, cuando ideamos un proyecto poco ambicioso que se tituló “El Faro Espiritual” en recuerdo a mi experiencia en Fisterra y por el simbolismo propio del Faro.

El Faro Espiritual estaba inspirado en el libro de Dalmor: “¿Quién fue y quién es en ocultismo?” editado por Kier y tenía como objetivo la inclusión de datos biográficos de los grandes espiritualistas de Oriente y Occidente.  Y apenas habíamos publicado unas diez biografías (Eliphas Lévi, Helena Blavatsky, Annie Besant, Alice Bailey, etc.) cuando empezamos a manejar la posibilidad de escanear libros y armar una biblioteca virtual.

En esos días se usaba mucho “Yahoo Groups” y creamos un grupo para recopilar y digitalizar textos esotéricos, espirituales y místicos titulado “Karma-Marga” que creció rápidamente y que fue donde comenzó a gestarse la idea de la Biblioteca Upasika.

En cuatro meses conseguimos unos 100 libros y el 23 de marzo de 2003 se dio el inicio a la Biblioteca Digital “Upasika”, aunque ésta empezaría formalmente hasta el 25 de abril.

El nombre “Upasika” era una referencia al nombre que le dieron los Maestros Transhimaláyicos a la teósofa rusa Helena Petrovna Blavatsky. Y la elección de este nombre no fue casual ya que el proyecto estuvo impregnado desde el principio por las enseñanzas teosóficas, por lo cual fue natural que se establecieran vínculos de amistad y respeto con instituciones como La Sociedad Teosófica, La Escuela Nueva Acrópolis, La Fraternidad Rosacruz, etc.

El diseño original de la página era muy tosco pero prontamente contamos con la gran ayuda del nicaragüense Fernando Velarde, que nos confeccionó una estructura más bonita y navegable con la que trabajamos varios años.


Y como necesitábamos un logotipo que nos identificara, un colaborador chileno (Raúl Díaz Fernández) se ofreció a diseñarlo y con las indicaciones generales que le pasamos, él supo dibujar la conocida lechuza azul que sostenía el libro abierto con los símbolos de Oriente y Occidente mientras descendía de lo alto.




DESARROLLO DE LA BIBLIOTECA UPASIKA

A finales del 2004 Karma-Marga había cumplido su objetivo y decidimos cerrar el grupo, dándole mayor relevancia a otro círculo más pequeño que se había creado a inicios del 2004 como “los Guardianes de Upasika” y que congregaba a las personas más comprometidas con el proyecto.

Los Guardianes de Upasika tenían como misión la recopilación, conservación y difusión de los textos de la Biblioteca Upasika:

a)    Recopilación: mediante tareas de digitalización, traducción, investigación y rastreo de obras.
b)    Conservación: mediante el respaldo de la información, el sostén económico de la web, la revisión de los textos y pasaje al formato pdf, la discusión de directivas en bien del proyecto y la elaboración de catálogos.
c)    Difusión: trabajando en la revista Hamsa, elaborando audio-textos y presentaciones en Power Point, preparando materiales auxiliares y utilizando los materiales en talleres, cursos, etc.

Desde los Guardianes surgieron excelentes ideas que se fueron concretando con el tiempo, como la revista “Hamsa” (2005), que tuvo como sucesora a la revista “Atenea” (2008-2009), y luego a la revista “Axis Mundi” (desde 2013) y un primer bosquejo de lo que sería años más tarde el programa OPI, que titulamos “Círculo de la Sabiduría Antigua”.

Pero también en esos días empezamos a tener algunos problemas con la Biblioteca Upasika, ya que nuestro idealismo nos impidió darnos cuenta de algunos temas legales como los derechos de autor. Y así fue que en 2005 recibimos este correo de una editorial española:

« Hemos comprobado que en su página web ofrecen ustedes la posibilidad de bajarse el texto de la BIBLIA DE JERUSALÉN EN ESPAÑOL. Pero los derechos de la Biblia de Jerusalén en español para todos los soportes (papel, cd, etc.) pertenecen a la EDITORIAL DESCLÉE DE BROUWER, con sede en Bilbao, España.

El hecho de que ustedes ofrezcan La Biblia de Jerusalén en Español es un acto de piratería que está penado por la ley internacional de defensa del copyright (derechos de autor).
Por la presente comunicación les conminamos a que RETIREN EL OFRECIMIENTO DE LA BIBLIA DE JERUSALÉN EN ESPAÑOL DE SU PÁGINA WEB a la mayor brevedad. Y aunque la retiren, nos reservamos el derecho a acudir a los tribunales internacionales para que castiguen su delito. »


Este asunto nos hizo ver que caminábamos en terreno muy resbaloso, ya que muchas veces los derechos de autor estaban vinculados a la traducción y no necesariamente al autor. Por ejemplo, todos los libros de Giordano Bruno (1548-1600) en idioma castellano, tienen derechos de autor aunque el autor haya muerto hace más de 400 años, y por lo cual estas traducciones no podrían publicarse libremente en la web.

Cuando no terminábamos de sorprendernos ante el anuncio de que la Biblia pudiera tener copyright nos llegaron otras denuncias por las obras de Filón de Alejandría (15 a.C.-50 d.C.), el Zohar (siglo II), los libros de Vicente Beltrán Anglada, etc.

Y sin duda este tema nos podía dar dolores de cabeza, pero no fue el único ya que –al mismo tiempo que aparecieron “amigos” de Upasika– también aparecieron detractores.

Uno de ellos era un panameño cristiano que se hacía llamar “Hiram Abiff es luciférico”, “Carlos Endara”, “Carlos Pacheco” o “Iluminado 012” y el cual se encarnizó contra nosotros al mismo tiempo que inició una cruzada contra la Masonería y la Orden Rosacruz AMORC.  Y en una de sus últimas amenazas (muy graciosa por cierto) nos advertía:

-      Yo sé que ustedes tienen material secreto de los Illuminati, así que si no me lo pasan los denunciaré a las editoriales.”

En esos tiempos, también aparecieron budistas belicosos que nos amenazaban mientras aseveraban que estábamos profanando el nombre “Upasika” (que para los budistas significa “monja laica”) y algunos teósofos conspiranoicos que vieron (y siguen viendo) en nuestras iniciativas: “oscuras intenciones” (sic).

En los últimos tiempos, aparecieron los “hackers”, los “trolls” y los infiltrados que varias veces intentaron hacer caer el proyecto hasta que la situación se hizo insostenible, y es así que el 6 de abril de 2012 la Biblioteca Upasika cerró definitivamente sus puertas. »
(Revista Axis Mundi Nº 23, marzo 2015, p.4-8)


Pero si bien la pagina web Upasika dejó de existir, sus dirigentes han seguido luchando contra vientos y mareas para mantener su proyecto en pie. Y es así que después de la extinción de la página www.upasika.com, abrieron la página:

  • La Comunidad bibliográfica” para que no se dispersara la comunidad que se había formado. 
  • Luego abrieron “El Faro de Alejandría” que también les fue cerrado. 
  • Luego abrieron “El Árbol de las Hespérides” que también les fue cerrado. 
  • Y luego abrieron “Sancta Sanctorum(link) el cual hasta ahora ha aguantado.





4 comentarios:

  1. Queridos amigos de Upasika. Os sigo, mientras no interfieran, desde hace mucho tiempo. Os animo a seguir, y siempre que pueda seguiré contribuyendo a tan digno trabajo.
    Enhorabuena y seguid adelante. Puesto que hay quien os Quiere.
    Joaquín Tercero.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Excelente trabajo y muchas felicidades le mando un abrazo y por cierto hablando de páginas web que aportan su granito de arena últimamente he consultado esta en especial al parece se pude sacar informacion interesante, Saludos.
      http://www.lapuertaonline.es/index.html

      Eliminar
  2. Una pena lo de la biblioteca upasika, pero igualmente sigue habiendo en internet paginas que son una verdadera joya, yo por ejemplo recomiendo mucho esta web www.oceanodeteosofia.com es casi como la biblioteca upasika y puedes encontrar decenas de libros y artículos de diversos autores.

    ResponderEliminar
  3. He sido usuario de la Biblioteca Upasika, Farero, del Árbol y ahora del Sancta Sanctorum y nunca había atrevido a comentar nada. Como mínimo sólo puedo daros las gracias por todo lo que habéis aportado y animaros a continuar con esta estupenda iniciativa. Millones de gracias.

    ResponderEliminar